Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

Qué es un maxímetro: para qué sirve y cómo utilizarlo para que no salten los plomos

24/02/2021 03:38 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

En la mayoría de los hogares, lo que existe en la instalación eléctrica es el interruptor de control de potencia (ICP), que se encuentra en el cuadro eléctrico y que hace saltar los plomos cuando hay un cortocircuito o si se sobrepasa la potencia, por lo que se corta la luz.

Esto sucede por motivos de seguridad, ya que cada hogar tiene una potencia contratada que marca los límites de potencia que no se pueden superar al mismo tiempo. Al encender muchos electrodomésticos a la vez, se van sumando kW de potencia y al final acaban por saltar los plomos, tal y como se dice popularmente.

Este ICP, actualmente, es lo que se suele sustituir por el maxímetro, también denominado medidor de demanda, un instrumento de medición que ofrece datos sobre el valor máximo de la potencia eléctrica demandada durante un periodo de tiempo y que, además, permite pasarse de potencia eléctrica sin que se corte la luz.

El maxímetro, concretamente, permite pedir más potencia de la que hay contratada en una instalación, por lo que al pasarse de potencia, la luz no se corta, tal y como explican desde Endesa.

Este aparato recoge la potencia demandada en el hogar en bloques de 15 minutos. Para cada uno de estos bloques, calcula la potencia media que se ha requerido en este periodo de tiempo y, al final del mes, registra la potencia máxima que se ha demandado en el hogar.

La ventaja es que la luz nunca se corta. Sin embargo, hay una desventaja: la subida de la factura eléctrica. La potencia se mide en kW y hay un precio en euros por kW, lo que influye en el gasto energético al final del mes, dependiendo del porcentaje de la potencia máxima contratada.

De este modo, el maxímetro está recomendado en aquellas instalaciones que, por su naturaleza, deben ser flexibles con los excesos de potencia, por ejemplo, en los edificios de una fábrica. Además, hay lugares donde la luz no puede cortarse por exceso, ni siquiera unos segundos. Un hospital o una vivienda con personas que necesitan respiración asistida o diálisis son ejemplos de ello, donde sería recomendable un maxímetro.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (15628 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
336
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.